Sunday, July 1, 2018

Evangélicos estadounidenses critican fuertemente gobierno Trump por permitir la entrada en EEUU de sólo 21 refugiados cristianos de Oriente Medio en 2018


Evangélicos estadounidenses critican fuertemente gobierno Trump por permitir la entrada en EEUU de sólo 21 refugiados cristianos de Oriente Medio en 2018

Julio Severo
“Después de prometer que ayudaría a los cristianos que están enfrentando genocidio por el Estado Islámico y otros grupos musulmanes en Oriente Medio, las cifras muestran que el gobierno de Trump reasentó sólo a 21 refugiados cristianos de Afganistán, Irán, Irak, Siria y Arabia Saudita hasta ahora en este país año,” dijo la CBN News en un reportaje reciente. CBN es un canal evangélico de televisión en los Estados Unidos.
El reportaje agregó que el gobierno de Trump “ha prácticamente abandonado a los cristianos que enfrentan muerte y sufrimiento en Oriente Medio.”
La CBN dijo que “se cree que la población cristiana en la región de Oriente Medio ha disminuido en dos tercios desde 2011 debido a la persecución y genocidio cometidos por musulmanes” — en gran parte alimentados por intervenciones militares directas e indirectas del gobierno de EEUU bajo Barack Hussein Obama y Hillary Clinton.
“A pesar de las afirmaciones de que la Casa Blanca de Obama estaba impidiendo la entrada de refugiados cristianos, la base de datos del Centro de Procesamiento de Refugiados de Estados Unidos muestra que el gobierno de Obama reasentó un total de 1.315 cristianos de Oriente Medio del 1 de enero 2016 hasta el 19 de junio de 2016,” dijo la CBN.
Aunque 1.315 refugiados cristianos son un número pequeño en comparación con los 38.901 “refugiados” islámicos que el gobierno de Obama recibió en los Estados Unidos en 2016, el número de refugiados cristianos recibidos bajo Obama es mucho mayor que el número insignificante de 21 refugiados cristianos recibidos por el gobierno de Trump.
Aparentemente, tal prohibición no oficial dura a los refugiados cristianos no era el plan original del presidente Donald Trump.
En una entrevista exclusiva a la CBN el año pasado, Trump explicó su prioridad de inmigración.
David Brody, presentador de la CBN, preguntó a Trump durante la entrevista: “En lo que se refiere a los cristianos perseguidos, ¿usted los ve como una prioridad aquí?”
Trump respondió: “Sí.”
Cuando Brody preguntó de nuevo: “¿Realmente los ve como prioridad?” El presidente continuó: “Ellos han sufrido un tratamiento horrible. ¿Sabías que si eras cristiano en Siria, sería imposible, al menos muy difícil, entrar en los Estados Unidos? Si usted era un musulmán, usted podría entrar, pero si usted era cristiano, era casi imposible y la razón era muy injusta. Para ser justo, todo el mundo era perseguido, estaban cortando las cabezas de todos, pero mucho más de cristianos. Y pensé que eso era muy, muy injusto. Entonces, vamos a ayudarlos.”
Estaba muy claro: Era muy difícil para los cristianos perseguidos entrar en los Estados Unidos y Trump iba a ayudar. Esta ayuda es especialmente necesaria y hasta obligatoria, porque el genocidio islámico de los cristianos ha venido en el rastro de la desastrosa política exterior de EEUU.
En su reportaje en el New American titulado “Christian Massacres: A Result of U.S. Foreign Policy” (Masacres Cristianos: Un Resultado de la Política Exterior de EEUU.), Alex Newman dijo: “Se ha afirmado que la política exterior de EEUU en Oriente Medio, aunque no había sido intencionalmente planificada para ello, hizo un trabajo mejor que el planeado de liquidación de los cristianos de lo que está sucediendo hoy en día.”
Newman también dijo:
Después que billones de dólares y miles de vidas estadounidenses fueron sacrificadas por el gobierno de Estados Unidos durante la última década interviniendo en el Medio Oriente — el lugar de nacimiento de Jesucristo y el Cristianismo — las comunidades cristianas están enfrentando luchas sin precedentes en la mayor parte de la región. Algunos analistas llegaron a llamar la sistemática y creciente persecución de los cristianos en gran parte del mundo musulmán de un ejemplo continuo de genocidio.
Una de las excusas más frecuentes ofrecidas para justificar la persecución de los cristianos por regímenes asesinos y por los fanáticos anticristianos que ellos capacitan es que los creyentes en Cristo estén de alguna manera actuando como sustitutos o representantes de los intereses occidentales, especialmente del gobierno de los Estados Unidos. Después de décadas de intromisión en los asuntos internos de las naciones alrededor del mundo — apoyando dictadores, provocando revoluciones, imponiendo sanciones y mucho más — los Estados Unidos son ampliamente vistos como hostiles y peligrosos. Además, como los tiranos a lo largo de la historia aprendieron, las minorías dan excelentes chivos expiatorios.
La intervención del gobierno de los Estados Unidos en la región ha sido justificada mediante una amplia gama de cuestiones: supuestas “armas de destrucción masiva” (WMD), la guerra contra el terrorismo, la seguridad regional, el comercio y “intereses nacionales” vagamente definidos. Pero cada vez más estrategas estadounidenses se han entrometido en Oriente Medio con el pretexto de “difundir la democracia.” Y como los analistas notan, cuando la abrumadora mayoría de la población es musulmana, la llamada “democracia” — o el gobierno de la mayoría — generalmente no es un buen presagio para los cristianos y otras minorías.
Según lo previsto por numerosos expertos, la imposición de la “democracia” en países de mayoría musulmana ha sido un desastre para los cristianos. Cuando le pidieron que diera un ejemplo de la política exterior estadounidense que estaba beneficiando a los cristianos, un alto funcionario de la USCIRF (Comisión de los Estados Unidos sobre Libertad Religiosa Internacional) no pudo citar por nombre un solo ejemplo. El Cristianismo logró sobrevivir en Oriente Medio por 2.000 años sin la intervención del gobierno de Estados Unidos. Pero si las tendencias actuales continúan, la religión de Cristo puede muy bien ser erradicada en la región de su nacimiento dentro de las próximas décadas. Y, desgraciadamente, los Estados Unidos tendrán al menos parte de esa culpa.
El gobierno de Trump no está ayudando a los cristianos perseguidos, de acuerdo con el reciente reporte de la CBN. De hecho, los cristianos que huyen de la opresión islámica en Oriente Medio no están recibiendo la máxima prioridad para entrar en los Estados Unidos. En vez de eso, el gobierno de Trump está recibiendo en EEUU mucho menos cristianos perseguidos que el gobierno de Obama.
De acuerdo con la CBN, cuando Trump firmó una norma que imponía prohibiciones en la inmigración el año pasado (las cuales alcanzaron en gran parte naciones islámicas no alineadas con Arabia Saudita), líderes cristianos estadounidenses expresaron sus preocupaciones sobre los cristianos siendo injustamente afectados por su prohibición.
Nina Shea, directora del Centro de Libertad Religiosa del Instituto Hudson, no estaba satisfecha con la prohibición de inmigración de Trump.
“Hay una necesidad urgente de que el presidente Trump emita una orden ejecutiva separada — una específicamente orientada a ayudar a los sobrevivientes del genocidio en Irak y Siria,” dijo en un comunicado.
“Por tres años, los cristianos, yazidis y otros miembros de las menores minorías religiosas han sido atacados por ISIS con decapitaciones, crucifixiones, violaciones, torturas y esclavitud sexual,” continuó. “Hace un año, el 17 de marzo de 2016, el Departamento de Estado designó oficialmente al ISIS como responsable de ese ‘genocidio.’”
En lo que se refiere a los cristianos perseguidos, el gobierno de Trump abandonó a los cristianos que huyen de la persecución y el genocidio islámico en Oriente Medio y, increíblemente, ha sido mucho menos abierto a ellos que el gobierno Obama que era de izquierda.
La única apertura del gobierno de Trump a los cristianos perseguidos ha sido “ayudar” a los cristianos iraquíes a través de la USAID, que es la agencia de control poblacional de Estados Unidos. Es decir, durante décadas, gobiernos de izquierda y de derecha de Estados Unidos abrieron de par en par las puertas de la inmigración a los musulmanes. Ahora Trump, que había personalmente expresado preocupación por los cristianos en sufrimiento, parece estar cerrando la puerta para ellos.
Trump ha perpetuado los mismos errores de Obama y de otros gobiernos estadounidenses al privilegiar a Arabia Saudita y eximirla de su prohibición. Arabia Saudita lidera el islamismo sunita global, que es el principal responsable del terrorismo islámico, incluido el ISIS, y el genocidio de cristianos en todo el mundo. Entonces la prohibición de Trump — sauditas con entrada libre en EEUU y cristianos perseguidos enfrentando puertas cerradas — es una contradicción de sus promesas en 2016. Su política actual es hacer grande Arabia Saudita y hacer a los cristianos perseguidos prácticamente descalificados para entrar en los Estados Unidos.
Los sauditas tienen petróleo y ninguna inocencia. Los cristianos perseguidos tienen inocencia, pero ningún petróleo.
Algunos conservadores podrían pensar que la prohibición no oficial de Trump a los cristianos perseguidos es “una noticia falsa” (fake news).
Había un vicio maldito entre los izquierdistas de que todas las noticias negativas — especialmente cuando provenían de los medios conservadores — sobre Obama eran noticias falsas. Ahora, el vicio maldito puede ser visto entre los derechistas, que tratan todas las noticias negativas sobre Trump como noticias falsas. Esto puede ser cierto cuando las noticias negativas provienen de los medios de la izquierda. Pero la CBN es conservadora y evangélica — el mismo perfil responsable de la elección de Trump.
Hay un conflicto entre las noticias falsas de los medios izquierdistas y las noticias exageradas de los medios derechistas.
Noticia falsa es el esfuerzo de la izquierda en masa de retratar sistemáticamente Trump de modo negativo. Noticia exagerada es el esfuerzo de los medios derechistas de retratar sistemáticamente Trump de forma positiva, a través de una defensa exagerada de él, incluso cuando está claramente equivocado. El mismo extremismo ocurrió en la época de Bush: Había noticias falsas en masa de los medios izquierdistas que atacaban a Bush y noticias exageradas de los medios de la derecha que lo defendían en todo, incluso en la guerra de Irak. ¿Pero adivina qué? Desde 2016, Trump ha atacado a Bush por la guerra de Irak, incluso usando la misma acusación que los medios izquierdistas usaron contra él: Bush mintió.
Ciertamente, algún futuro presidente conservador criticará los errores actuales de Trump, del mismo modo que Trump lo hizo con Bush. Solo estoy tratando con esto de antemano.
Un movimiento conservador puede desarrollarse y crecer de manera sana sólo con críticas responsables de las amenazas externas (islamismo, feminismo, homosexualidad, brujería y marxismo) y autocrítica. Como los evangélicos fueron fundamentales para la elección de Trump, ellos tienen el deber de hacerlo rendir cuentas por su compromiso declarado de ayudar a los cristianos perseguidos, luchando por su inmigración a Estados Unidos. Si las hordas de musulmanes han entrado en los Estados Unidos por décadas, ¿por qué no dar a los cristianos una oportunidad mayor? Sin embargo, Trump ha reducido drásticamente incluso el pequeño número de inmigrantes cristianos permitidos bajo Obama.
Como cristiano evangélico, me veo obligado a defender a los indefensos e insto a Trump a mantener su promesa a los cristianos perseguidos.
Los evangélicos americanos pueden y deben expresar sus preocupaciones directamente a Trump. Si Obama pudo recibir en Estados Unidos 1.315 refugiados cristianos en 2016, Trump puede y debe hacer mucho más que recibir sólo 21.
Está bien claro: Era muy difícil para los cristianos perseguidos entrar en Estados Unidos bajo Obama. Ahora, bajo Trump es prácticamente imposible.

Wednesday, June 20, 2018

Ed Shaw, Coalición por el Evangelio (Gospel Coalition) y sentimientos homosexuales: lo que dicen y lo que Jesús dijo


Ed Shaw, Coalición por el Evangelio (Gospel Coalition) y sentimientos homosexuales: lo que dicen y lo que Jesús dijo

Julio Severo

“Same-Sex Attraction and the Church—The Surprising Plausibility of the Celibate Life” (Atracción del mismo sexo y la Iglesia: la sorprendente plausibilidad de la vida célibe), publicado por InterVarsity Press Books en 2015 y escrito por Ed Shaw, es un relato de la lucha de un hombre “cristiano” con sus deseos y sentimientos homosexuales.
Shaw aborda la homosexualidad específicamente en el caso de los cristianos. El Capítulo Uno de su libro, The Plausibility Problem Peter, usa el ejemplo hipotético de un evangélico de diecisiete años llamado Peter, que es el “hijo mayor de un diácono y el coordinador de los niños en la iglesia, toca guitarra eléctrica en la banda de alabanza, dirige el club de la Biblia en su escuela.”
Peter “lucha en el grupo de jóvenes para alejar la atención de algunas de las chicas al mismo tiempo que intenta no centrar demasiada atención en uno de los muchachos.” Para Shaw, Peter se ha “convertido en un experto en falsificar la heterosexualidad.”
A pesar de que Shaw evita términos como “orientación sexual” e “identidad homosexual,” su libro aborda los sentimientos y deseos homosexuales como un componente integral de los cristianos homosexuales. Él dijo acerca de Pedro:
“El grupo juvenil de la iglesia se enorgullece de su buena enseñanza de la Biblia. Sus líderes toman sus responsabilidades en serio, especialmente cuando se trata de explicar las enseñanzas tradicionales de la iglesia sobre el sexo y las relaciones. A Peter se le ha dicho repetidamente que el sexo es para el matrimonio de un hombre y una mujer. Hasta entonces, debe resistir la tentación de ser sexualmente activo tanto en pensamiento como en hecho. Entonces, por ejemplo, le han dicho qué hacer cuando se siente sexualmente atraído por una mujer, de cómo no está mal darse cuenta de la belleza, sino de los peligros de una segunda mirada y la desvestida mental que puede seguir. Pero el problema es que se siente atraído por los hombres, por lo que incluso la primera mirada, la primera atracción, le parece mal: ha quedado paralizado por la culpa por los sentimientos provocados al ver al chico que le gusta desnudarse en el dormitorio en un fin de semana de iglesia. Porque lo único que ha escuchado sobre la homosexualidad es que todo está mal, un área prohibida para un buen cristiano como él.”
Si bien el tema de la homosexualidad ha sido ampliamente discutido entre los evangélicos como un problema entre la enseñanza de la Biblia y la práctica homosexual, Shaw encontró una Tercera Vía: Sentimientos y deseos. Básicamente, su libro es un intento de construir una Tercera Vía, que cree que está muy lejos de la perspectiva de los activistas homosexuales, pero en realidad no está cerca de lo que dice la Biblia.
Por ejemplo, la Biblia registra al Rey David diciendo:
“¡Cuánto sufro por ti, Jonatán, pues te quería como a un hermano! Más preciosa fue para mí tu amistad que el amor de las mujeres.” (2 Samuel 1:26 NVI)
Donde la Biblia registró una profunda amistad, los activistas homosexuales ven actos homosexuales.
Donde la Biblia registró una profunda amistad, Shaw vio una Tercera Vía: profundos sentimientos homosexuales. Él dijo acerca de David,
“¿Por qué no concluir que él no está diciendo que Jonatán era mejor en la cama que sus esposas, pero que la amistad de Jonatán era mejor que cualquier cosa que David hiciera en la cama con sus esposas?”
Shaw quiere que sus lectores concluyan que David pensó que “Jonatán era mejor en la cama que sus esposas.” Esto es homosexualidad. La otra conclusión de Shaw es igualmente inquietante: “La amistad de Jonatán era mejor que cualquier cosa que David hiciera en la cama con sus esposas” — esto es, David y Jonatán, según Shaw, estaban conscientes de sus sentimientos y deseos homosexuales, pero limitaban estos sentimientos y deseos a una amistad
¿Por qué homosexualizar la amistad de David con Jonatán para “ayudar” a los cristianos con sentimientos y deseos homosexuales?
En este punto, el adulterio de David con Betsabé y sus muchas esposas son un testimonio histórico y eterno contra todas las calumnias que apuntan a que David tuvo actos o sentimientos homosexuales. Sus sentimientos y actos sexuales claramente lo llevaron a las mujeres.
En su libro “The Bible and Homosexual Practice: Texts and Hermeneutics” (La Biblia y la práctica homosexual: textos y hermenéutica), publicado por Abingdon Press, 2001, el autor Robert A. J. Gagnon disipó la teoría de que había un homoerotismo entre David y Jonatán. Él dijo,
“Allí David ensalza tanto a Saúl como a Jonatán como ‘amado y adorable’ (hanne¸îm) — seguramente David no se estaba refiriendo al atractivo erótico de Saúl para otros hombres… T. Kronholm… dice que la palabra está siendo usada en 2 Sam 1:26 de amistad íntima, no amor erótico.”
Si Shaw y otros “cristianos” homosexuales pueden pervertir la amistad de David con Jonatán para ajustarse a su liberalismo teológico, ¿qué puede impedirles pervertir toda la Biblia para que se ajuste a sus caprichos personales?
A pesar de que varios líderes prominentes en la Coalición por el Evangelio, que se ve a sí misma como exclusivamente reformada, han elogiado el libro de Shaw, hay problemas preocupantes en su postura. De hecho, Shaw también es miembro de la Coalición del Evangelio.
Shaw dijo en su libro: “Como teoría sobre los orígenes de la homosexualidad, nacer gay me funciona mejor que cualquier otra explicación en el mercado de hoy.” (p. 51)
Si un hombre puede nacer como un adúltero, un ladrón, un mentiroso, un asesino, sin duda puede nacer un homosexual. Pero, ¿nacer con un pecado significa que un hombre está condenado a tener un destino en adulterio, robos, mentiras, asesinatos y homosexualidad?
Shaw menciona a “Cristiano Evangélico que experimenta atracción por personas del mismo sexo” (p.23), y dice: “Verá, cuando un cristiano atraído por personas del mismo sexo abraza una identidad y estilo de vida gay, nosotros (la iglesia) necesitamos reconocer que puede ser, en cierta medida, no solo su culpa, sino nuestra también.” (p 29)
Las iglesias deben reconocer su falta si no ofrecen los recursos del Espíritu Santo para que un hombre que busca ayuda sea liberado de su pecado. Ninguna iglesia tiene un llamado para guiar a ese hombre a abrazar la atracción del mismo sexo sin participar en actos homosexuales. Solo el Espíritu Santo puede liberar a un hombre de la atracción y los actos del mismo sexo.
En este sentido, muchas iglesias reformadas tienen culpa porque no permiten que el Espíritu Santo y sus dones funcionen para ayudar a los cristianos oprimidos.
Shaw también dijo:
“¡Y qué tentador es eso! Me encantaría quedarme dentro del evangelismo y hacer eso con un hombre hermoso a mi lado.” (p 26)
“Pero, por supuesto, todo esto es muy doloroso para mí y para los otros miles de hombres y mujeres cristianos como yo, a los que les encantaría casarnos con alguien de su propio sexo, que nos gustaría cambiar la esencia del matrimonio. ¿Cómo lidiamos con este claro mensaje de la importancia de la diferencia sexual cuando deseamos tener relaciones sexuales con alguien de nuestro propio género?” (p. 91)
¿Cuánto tiempo resistirá Shaw a los demonios del mismo sexo que acechan y se aprovechan de sus deseos más profundos?
Shaw parece ver el celibato como el último recurso para enfrentar lo que él ve como la inmutabilidad de la atracción hacia el mismo sexo o los sentimientos homosexuales. Pero lo que él llama atracción hacia el mismo sexo, la Biblia lo define como “tentación.” ¿Por qué usar nombres elegantes para describir las tentaciones? ¿Por qué adornar las tentaciones?
No conozco a todos los miembros de la Coalición por el Evangelio, pero como parecen ser un grupo muy unido de pastores reformados, trataré, en un sentido general, el ejemplo de uno de ellos.
Rev. Augustus Nicodemus, el único destacado calvinista brasileño en Coalición por el Evangelio, ha defendido el cesacionismo: una teoría teológica que dice que los dones sobrenaturales del Espíritu Santo cesaron hace 2.000 años. Puede leer más acerca de sus posturas aquí en portugués: Por que um teólogo calvinista cessacionista não pode usar seu púlpito para cruzadas contra o aborto, a sodomia e o feminismo, mas pode usá-lo para cruzadas contra pentecostais e neopentecostais?
Es muy fácil para un cesacionista no ver cristianos librados de las tentaciones homosexuales y aceptar que un cristiano puede vivir con sentimientos y deseos homosexuales.
No sé si Nicodemus apoya la postura tibia de Shaw (que es una poderosa cabeza de playa para el liberalismo teológico), pero estoy seguro de que él, a quien le gusta escribir y condenar abundantemente los temas no calvinistas (especialmente las enseñanzas y experiencias carismáticas), no ha abordado las enseñanzas, experiencias y sentimientos de Shaw y, desde luego, no ha denunciado el liberalismo teológico de la Coalición por el Evangelio y su teología de sentimientos y deseos homosexuales.
¿Cómo debe denunciar la Coalición por el Evangelio si él es miembro? En 2012, Nicodemus publicó un artículo en la Coalición por el Evangelio titulado “The Growing Crisis Behind Brazil’s Evangelical Success Story.” (La creciente crisis detrás de la historia de éxito evangélico de Brasil). Lo que él ve como “crisis” es el crecimiento sobrenatural y explosivo de las iglesias pentecostales y carismáticas en Brasil. Estas iglesias suelen ser muy hostiles al liberalismo teológico y la teología gay en cualquier forma. Lo que él no ve como crisis creciente es la homosexualización de su propio grupo, la Coalición por el Evangelio. Le respondí a Nicodemus con mi artículo “Una Respuesta Carismática a la ‘Creciente Crisis por detrás de la Historia del Éxito Evangélico en Brasil.’”
A menudo, los partidarios del cesacionismo acusan a los cristianos que tienen los mismos dones sobrenaturales del Espíritu Santo que los creyentes del Nuevo Testamento tenían de ser guiados por sentimientos y emociones. Sin embargo, extrañamente, Nicodemus mantuvo su silencio sobre el énfasis de Shaw en los sentimientos, las atracciones y los deseos homosexuales. Si el silencio es consentimiento… En realidad, no hay silencio en la Coalición por el Evangelio sobre Shaw y sus posturas.
Vaughan Roberts, que escribió el prólogo del libro de Shaw, se presenta como un pastor reformado con atracción hacia el mismo sexo. Vaughan dijo en su columna en la Coalición por el Evangelio, “Dios tiene el poder de cambiar su orientación, pero no lo ha prometido y esa no ha sido mi experiencia.” ¿Por qué no buscar al Espíritu Santo incesantemente? ¿Por qué poner su experiencia fallida por encima de la Palabra de Dios y el Espíritu Santo?
En el prólogo del libro de Shaw, Vaughan dijo: “Esto no es, como se puede imaginar, simplemente un libro conservador” y “el enfoque de ‘¡Solo Di No!’ a la homosexualidad ya no es convincente.” Estoy de acuerdo con él. Ciertamente, no hay nada conservador en el libro de Shaw. Y puedo agregar: Sin el poder del Espíritu Santo, “Solo Di No” a cualquier pecado no tiene poder. Sin el Espíritu Santo, nadie puede vivir una vida cristiana efectiva contra el pecado y sus tentaciones.
Vaughan agregó: “Desde el punto de vista del mundo, el llamado de Cristo a un discipulado incondicional parece ser poco atractivo para cualquiera, independientemente de su sexualidad.” Él está dando a entender que la homosexualidad es una sexualidad cuando la Palabra de Dios reconoce solo dos sexos — masculino y femenino — y confina la homosexualidad no al ámbito de la sexualidad, sino al ámbito de los pecados abominables.
Sam Allberry, quien es el editor de Coalición por el Evangelio, también reconoce que tiene atracción por personas del mismo sexo. De hecho, tiene un libro, “Is God Anti-Gay?: And Other Questions About Homosexuality, the Bible and Same Sex Attraction” (¿Es Dios anti-gay ?: y otras preguntas sobre la homosexualidad, la Biblia y atracción del mismo sexo), donde hace tal reconocimiento. Él dijo: “Soy atraído por el mismo sexo y he sido toda mi vida. Con eso quiero decir que tengo atracciones emocionales sexuales profundas por personas del mismo sexo.”
Allberry, un pastor reformado, firmó una carta pública, junto con varios otros pastores, que decía:
“Nos comprometemos a construir una iglesia que sea genuinamente acogedora para todas las personas, independientemente del patrón de atracción sexual que experimenten. Daremos la bienvenida a las iniciativas para ayudar a las iglesias locales a hacerlo de una manera que sea afirmativa y consistente con las Escrituras y espero apoyar las sugerencias que desee traer al Sínodo a tal efecto.”
¿Qué dice la resolución del Sínodo?
“Pedimos a la Iglesia y a todos sus miembros que trabajen para poner fin a cualquier discriminación basada en la orientación sexual y para oponerse a la homofobia.”
Esta resolución es respaldada por los tres miembros fundadores de Living Out, una organización fundada supuestamente para “ayudar” a los cristianos que tienen sentimientos y deseos homosexuales. Allberry es uno de esos fundadores.
Living Out es promovida por la Coalición por el Evangelio. Dos de los tres fundadores son escritores de Coalición por el Evangelio (Allberry y Ed Shaw). Y los libros de los fundadores son revisados favorablemente por la Coalición por el Evangelio.
Adrian Warnock, miembro de Coalición por el Evangelio, elogió el libro de Shaw.
El verdadero impacto es saber que el fundador y presidente de la Coalición por el Evangelio, D. A. Carson, respaldó el libro “Single, Gay, Christian: A Personal Journey of Faith and Sexual Identity” (Soltero, gay, cristiano: un viaje personal de fe e identidad sexual), escrito por el homosexual “cristiano” Greg Coles. Ronald J. Sider, un conocido líder evangélico de izquierda, también lo respaldó y dijo: “Simplemente fabuloso.”
Sin embargo, en su artículo “What Would St. Paul, the Apostle, Say to The American Church Embracing So-called ‘Gay Christianity’ & ‘Spiritual Friendships’?” (¿Qué le diría San Pablo, el apóstol, a la Iglesia estadounidense que abraza el llamado ‘cristianismo gay’ y las ‘amistades espirituales’?) publicado en BarbWire, Stephen Black, un ex homosexual, dijo:
“El ‘cristianismo gay’ se está promoviendo a un ritmo alarmante en varios lugares de la Iglesia en todo el mundo. Es comprensible que haya ciertas denominaciones liberales donde la mayoría espere ver una digresión de la ortodoxia bíblica y promover la enseñanza del ‘cristiano gay.’ Estas mismas instituciones también se sienten cómodas con las relaciones distorsionadas, emocionalmente enredadas y codependientes bajo el lema de ‘Amistades espirituales.’ Sin embargo, ver este tipo de creencias no bíblicas abrazadas por muchos que se consideran cristianos conservadores y/o cristianos reformados es muy perturbador. Estaba muy angustiado por ver a D.A. Carson respaldando el libro de un joven gay. Apoyó el libro de Gregory Coles, Single Gay Christian.”
Aunque el libro de Shaw y su tibia teología de sentimientos homosexuales por encima de la Palabra de Dios han sido respaldados por los líderes de la Coalición por el Evangelio, no he encontrado ninguna recomendación para tal libro proveniente de importantes medios cristianos como Charisma y Christian Broadcasting Network.
Tal falta de recomendación de destacados medios evangélicos de EE. UU. no es una sorpresa. En 2016, la Coalición por el Evangelio publicó varios artículos apoyando a Hillary Clinton y atacando a Donald Trump. Hillary es un incondicional militante de izquierda. Solo un izquierdista apoya a un izquierdista. Entonces, no es difícil concluir que la Coalición por el Evangelio es de izquierda.
Aunque los verdaderos cristianos tienen algunos desacuerdos con Trump, tienen desacuerdos totales con Hillary.
Las malas influencias en la Coalición por el Evangelio se están extendiendo a otras naciones. El libro de Shaw ha sido publicado en 2018 en Brasil por Editora Vida Nova. D. A. Carson fue ponente en VINACC, la conferencia calvinista más destacada de Brasil, en 2017. Y Ministério Fiel, uno de los ministerios reformados más prominentes de Brasil, publicó en 2017 un artículo de Shaw sugiriendo que David sentía homoerotismo por Jonatán.
Editora Vida Nova publica literatura teológica especialmente a pastores cristianos en Brasil.
Carson habló a más de 100,000 brasileños. A pesar de que VINACC está controlada por líderes calvinistas, la mayoría de su público es pentecostal y, a menudo no puede entender cómo el calvinismo de Estados Unidos está plagado de liberalismo teológico. VINACC se ha convertido en un intento de calvinizar a tales pentecostales. Pero, ¿es esa calvinización buena para los pentecostales o el liberalismo teológico?
El hecho es que el liberalismo teológico, en su cabeza de playa de apoyo a la sodomía a través de sentimientos y deseos homosexuales, se está extendiendo rápidamente desde la Coalición por el Evangelio hasta Brasil a través de líderes reformados. La Coalición por el Evangelio está trayendo el evangelicalismo reformado de izquierda a Brasil. Y el único puente entre la Coalición por el Evangelio y VINACC es el propio Nicodemus, que es un líder en ambos grupos.
Desde la década de 1990, especialmente a través de mi libro “O Movimento Homossexual” (El Movimiento Homosexual) publicado por la filial brasileña de Bethany House Publishers, he estado advirtiendo a los evangélicos brasileños sobre la ideología homosexual importada de los Estados Unidos. Lo que la Coalición por el Evangelio está haciendo para promover la ideología de izquierda y la ideología homosexual es un perjuicio para el Evangelio en Brasil y en los Estados Unidos.
En un artículo titulado “Liberals May Win Control of Largest U.S. Protestant Denomination” (Los Liberales Pueden Ganar el Control de la Denominación Protestante Más Grande de los Estados Unidos) en New American, el autor Alex Newman dijo:
Uno de los protagonistas clave que él identifica en el movimiento para cambiar fundamentalmente la Convención Bautista del Sur y otras denominaciones históricamente conservadoras como la Iglesia Presbiteriana en Estados Unidos es la llamada Coalición por el Evangelio. Esta alianza, que reúne a varios líderes de iglesias aparentemente conservadoras, suena muy conservadora, a primera vista. Pero a través de alianzas con grupos controvertidos y afiliaciones con activistas controvertidos, el “fruto” que está surgiendo es una gran amenaza para la fe cristiana, argumenta Littleton. “La mayoría de las personas en las iglesias afiliadas a la Coalición por el Evangelio no tienen idea de lo que está pasando,” dijo.
Según Newman, muchos de los involucrados en la Coalición por el Evangelio trabajaron abiertamente para sabotear al ex presidente del Tribunal Supremo de Alabama Roy Moore en su campaña en el Senado de EE. UU., a pesar de que la evidencia que lo borraba de las viles acusaciones falsas salía a la luz todos los días. Yo fui uno de los ap oficiales del juez Moore.
Newman agrega:
Aún más alarmante es el llamado movimiento “Revoice,” que está trabajando para normalizar la homosexualidad y la confusión de género al tratar esos problemas como parte de la identidad de un individuo. En el sitio web de Revoice, la misión se define como “apoyar, alentar y empoderar a los homosexuales, lesbianas, atraídos por el mismo sexo y otros cristianos LGBT para que puedan florecer mientras se observan la doctrina cristiana histórica del matrimonio y la sexualidad.”
Ahora, justo a tiempo para el mes del Orgullo Gay, Revoice está siendo promovido por la Coalición por el Evangelio. Hay enlaces directos entre Coalición por el Evangelio y Revoice en términos de quién está involucrado en estos.
“Este movimiento [Coalición por el Evangelio] era visto como un movimiento teológico reformado,” dijo [Rev. Thomas] Littleton. “El problema es que es altamente ecuménico, altamente emergente y altamente político. Si bien ha sido enmascarado como teológicamente conservador, no es conservador de ninguna manera.”
La influencia de Shaw en la Coalición por el Evangelio es incontestable. En un artículo en la Coalición por el Evangelio, en una lista sobre “¿Qué podemos hacer?” sobre la asistencia a los cristianos homosexuales, Shaw lo puso como el ítem número 1: “Debemos seguir disculpándonos por la homofobia genuina en el pasado y presente.”
Curiosamente, la lucha contra la homofobia ha sido un tema principal en la agenda homosexual. Como cristiano, como un ítem superior en una agenda cristiana, recomendaría buscar el Espíritu Santo, su presencia y dones sobrenaturales incesantemente — una recomendación a la que Nicodemus de la Coalición por el Evangelio se opondría. Más interesante aún, ningún líder de la Coalición por el Evangelio ha protestado contra la prioridad de Shaw de “homofobia.” Esta es una prioridad típica de los activistas homosexuales.
A pesar de sus anhelos obvios de estar en relación con un hombre, Shaw ha elegido el celibato por toda la vida y declara, “el celibato es algo bueno.” (p 107) Citando al maestro católico Christopher West, Shaw escribe: “El celibato por el reino no es declaración de que el sexo es ‘malo.’ Es una declaración de que, si bien el sexo puede ser increíble, hay algo aún mejor — ¡infinitamente mejor! El celibato cristiano es una declaración audaz de que el cielo es real, y vale la pena venderlo todo para poseerlo.” (p. 112)
Parece una analogía bastante extraña decir que el celibato es mejor que el sexo conyugal y luego señalar que Dios puso placer sexual en el matrimonio “para hacernos querer ir al cielo.” Shaw dijo:
“Dios creó los dos sexos, y el sexo, en este mundo como un tráiler para la vida en el mundo por venir. Para ayudarnos a comprender el poder de su amor por nosotros en el aquí y ahora, y el placer que será nuestro cuando vivamos con él y su nuevo Cielo y Tierra. Mientras los directores de cine ponen escenas románticas en sus tráilers para hacernos querer ir a sus películas, Dios ha puesto el sexo en este planeta para hacernos querer ir al cielo.” (p 87)
Entonces, si el sexo como Dios pretendía es tan bueno, ¿por qué Shaw no le pide al Espíritu Santo que lo visite y lo ayude, liberando sus sentimientos y deseos de las tentaciones homosexuales? ¿Por qué no busca hermanos en Cristo sobrenaturalmente capacitados por el Espíritu Santo para ayudarlo en su búsqueda espiritual? ¿Por qué no busca la ayuda de hermanos en Cristo que derrotaron a los demonios de la homosexualidad?
Es muy obvio que Shaw está confundido. Si el celibato es mejor que el sexo casado, ¿por qué evitar algo que Dios ha puesto en este planeta para hacernos querer ir al cielo?
Sus posturas son tibias. No son conservadores y fingen no ser liberales. Buscan una concesión, y el núcleo de la concesión en la Biblia es ser tibio. ¿Qué dice Jesús acerca de los tibios cristianos?
“Por tanto, como no eres ni frío ni caliente, sino tibio, estoy por vomitarte de mi boca.” (Apocalipsis 3:16 NVI)
Si el celibato fuese una exitosa Tercera Vía para los cristianos que no tienen un encuentro de poder con el Espíritu Santo para tratar con sus pensamientos y sentimientos homosexuales, la Iglesia Católica sería un paraíso para tales cristianos. ¿No parece que muchos jóvenes eligieron el celibato a través del sacerdocio católico para derrotar a la homosexualidad para finalmente terminar en horrendos pecados homosexuales? El celibato no está funcionando en el ámbito católico para resolver los problemas homosexuales de los hombres jóvenes.
En 1 Corintios 6: 9-10, el Apóstol Pablo pone a los homosexuales con otros pecadores que están prohibido entrar en el Reino de Dios: idólatras, adúlteros, ladrones, codiciosos, borrachos, injuriosos y estafadores.
Entonces, si los homosexuales, en opinión de Shaw, pueden elegir el celibato para disfrutar de la homosexualidad solo en pensamientos y sentimientos sin practicarlo, ¿por qué los idólatras, adúlteros, ladrones, codiciosos, borrachos, injuriosos y estafadores no pueden elegir el celibato para disfrutar de sus pecados solo en pensamientos y sentimientos sin practicarlos?
Aunque Shaw claramente disfrutaría estar en un matrimonio con un hombre, eligió el celibato porque sabe que la homosexualidad es un pecado y también porque nunca ha encontrado ningún ministerio capacitado por el Espíritu Santo para ayudarlo. O tal vez, como pastor reformado, tiene un corazón cerrado a las visitas sobrenaturales del Espíritu Santo.
Solo el Espíritu Santo puede ayudar a un pastor reformado que claramente anhela estar casado con un hombre.
En el artículo “What conservative gay Christians want” (Lo que los cristianos homosexuales conservadores quieren) en el periódico británico The Spectator, Shaw dijo: “Como pastor, pensé que ser abierto acerca de mi sexualidad sería una descalificación para el trabajo [pastoral].” Es una descalificación y debería ser una descalificación, pero increíblemente y vergonzosamente, una iglesia reformada lo ordenó como pastor, incluso con su atracción y deseos homosexuales.
A pesar del hecho de que Nicodemus y otros calvinistas acusan a los pentecostales y carismáticos de poner experiencias y sentimientos por encima de la Palabra de Dios, ¿no pusieron los sentimientos homosexuales por encima de la Palabra de Dios cuando abrazaron, elogiaron o ordenaron a Shaw como un pastor reformado con atracciones del mismo sexo, que la Biblia llamaría tentaciones homosexuales?
Correctamente, en su libro, Shaw cita las siguientes Escrituras (NIV):
No te acostarás con un hombre como quien se acuesta con una mujer. Eso es una abominación. (Levítico 18:22)
Si alguien se acuesta con otro hombre como quien se acuesta con una mujer, comete un acto abominable y los dos serán condenados a muerte, de la cual ellos mismos serán responsables. (Levítico 20:13)
Por tanto, Dios los entregó a pasiones vergonzosas. En efecto, las mujeres cambiaron las relaciones naturales por las que van contra la naturaleza. Así mismo los hombres dejaron las relaciones naturales con la mujer y se encendieron en pasiones lujuriosas los unos con los otros. Hombres con hombres cometieron actos indecentes, y en sí mismos recibieron el castigo que merecía su perversión. (Romanos 1:26-27)
¿No saben que los malvados no heredarán el reino de Dios? ¡No se dejen engañar! Ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los sodomitas, ni los pervertidos sexuales, ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los calumniadores, ni los estafadores heredarán el reino de Dios. (1 Corintios 6:9-10)
Tengamos en cuenta que la ley no se ha instituido para los justos, sino para los desobedientes y rebeldes, para los impíos y pecadores, para los irreverentes y profanos. La ley es para los que maltratan a sus propios padres, para los asesinos, para los adúlteros y los homosexuales, para los traficantes de esclavos, los embusteros y los que juran en falso. En fin, la ley es para todo lo que está en contra de la sana doctrina enseñada por el glorioso evangelio que el Dios bendito me ha confiado. (1 Timoteo 1:9-11)
Sin embargo, él concluye de inmediato:
“Eso solía convencer. Eso solía ser un argumento plausible para la mayoría. Ser un evangélico siempre ha significado aferrarse a la verdad de ‘la inspiración divina de la Sagrada Escritura como fue dada originalmente y su autoridad suprema en todos los asuntos de fe y conducta.’ Y cuando se trata de la práctica homosexual, esas Escrituras son bastante claras. A los evangélicos les gusta la claridad, y esos versículos fueron más que suficiente claridad para muchos, durante años. Todos sabíamos dónde estábamos. Pero ese ya no es más el caso. Las cosas han cambiado.”
El Espíritu Santo que cambió a los homosexuales en ex homosexuales en la Grecia llena de homosexualidad, a través del ministerio del Apóstol Pablo, no ha cambiado y su empoderamiento sobrenatural de los cristianos no ha cesado. Si los cristianos no buscan este empoderamiento, no lo encuentran. Si lo buscan, lo encuentran.
Básicamente, lo que los cristianos pueden interpretar en el libro de Shaw es: no ha encontrado este empoderamiento y quiere, como pastor reformado, enseñar a los evangélicos a contentarse con una vida sin tal empoderamiento y que las instrucciones de la Biblia sobre la homosexualidad se aplican solo a los actos, no a los sentimientos y atracciones. Tarde o temprano, los adherentes de Shaw enfrentarán un desastre.
Jesús dijo,
“Ustedes han oído que se dijo: ‘No cometas adulterio’. Pero yo les digo que cualquiera que mira a una mujer y la codicia ya ha cometido adulterio con ella en el corazón. Por tanto, si tu ojo derecho te hace pecar, sácatelo y tíralo. Más te vale perder una sola parte de tu cuerpo, y no que todo él sea arrojado al infierno. Y, si tu mano derecha te hace pecar, córtatela y arrójala. Más te vale perder una sola parte de tu cuerpo, y no que todo él vaya al infierno.” (Mateo 5:27-30 NVI)
Jesús quiso decir que todos los actos, sentimientos y deseos sexuales, fuera del matrimonio y no es para el matrimonio, son un pecado. No es pecado tener sexo con una mujer, si lo haces dentro del matrimonio. Todo lo que está fuera del matrimonio y no es para el matrimonio, es un pecado.
Sin embargo, en el caso homosexual, todo el sexo, dentro y fuera del matrimonio, es un pecado, porque la homosexualidad no es sexualidad. Es una perversión de la sexualidad.
Teniendo en cuenta que Jesús abordó claramente los deseos sexuales, su comentario puede aplicarse a los “cristianos” con sentimientos y deseos homosexuales:
“Has oído que se dijo: ‘No te acostarás con un hombre como con una mujer; es una abominación.’ Pero les digo que cualquier hombre que mira a un hombre con intención lujuriosa ya ha cometido abominación con él en su corazón. Si tu órgano sexual te hace pecar, córtalo y tíralo. Porque es mejor que pierdas tu órgano sexual que todo tu cuerpo vaya al infierno.”
Hoy, los homosexuales son elogiados cuando eligen la mutilación para participar en pecados homosexuales. ¿Por qué no la mutilación, como señaló Jesús, para evitar los pecados homosexuales?
Sin embargo, creo que hay una mejor manera que una Tercera Vía y una mutilación. El Apóstol Pablo dijo de ex homosexuales, ex ladrones, ex adúlteros y otros:
“Y eso eran algunos de ustedes. Pero ya han sido lavados, ya han sido santificados, ya han sido justificados en el nombre del Señor Jesucristo y por el Espíritu de nuestro Dios.” (1 Co 6:11 NVI)
Algunos eran homosexuales, en actos, pensamientos, sentimientos y deseos. Pero fueron lavados, santificados, justificados en el nombre del Señor Jesucristo y por el Espíritu de nuestro Dios.
Solo la actividad sobrenatural del Espíritu Santo puede vencer a otras fuerzas espirituales que excitan la homosexualidad y otros pecados en las mentes, sentimientos y actos de las personas.
John Wimber, que tenía una visión calvinista con un sabor carismático, dijo en su libro “Sanidad Poderosa (Editorial Caribe, 1997, p. 144,145):
“Los demonios se afianzan de varias maneras en la vida de las personas. La primera, como ya lo mencioné, es el pecado. La ira injusta, el odio a sí mismo y a otros, la venganza, la falta de perdón, la lujuria, la pornografía, el mal uso del sexo, las perversiones sexuales (como travestismo, homosexualidad, bestialidad, sodomía) y el abuso de alcohol y drogas abren comúnmente la puerta a la influencia demoniaca.”
Los demonios generalmente operan influyendo en los sentimientos, deseos y actos.
Wimber dijo en Sanidad Poderosa (p 151):
“Casi ninguno de los endemoniados está consciente de su situación, pero hay muchos síntomas presentes en ellos que nos ayudan a identificar a los demonios: Un problema con compulsiones como… la homosexualidad…”
Ed Shaw, D. A. Carson y la Coalición por el Evangelio están jugando con demonios cuando defienden, contrario a la Palabra de Dios, que está bien aceptar los sentimientos y deseos homosexuales. No están promoviendo el Evangelio en su totalidad y verdad. No están promoviendo la maravillosa liberación que Jesús ofrece en el Evangelio. Están promoviendo el liberalismo teológico.
Hay una evidente falta de humildad. Si no tienen el poder sobrenatural del Espíritu Santo para ayudar a los cristianos oprimidos por los demonios y los sentimientos y deseos homosexuales, ¿por qué no envían a esos cristianos oprimidos a iglesias abiertas a ese poder? ¿Por qué ordenarlos como pastores reformados?
El Espíritu Santo está por encima del liberalismo teológico.
Después de ver a varios líderes reformados en la Coalición por el Evangelio apoyando la falsa enseñanza de que los cristianos pueden abrazar las tentaciones homosexuales en sus sentimientos y deseos y después de verlos apoyando a Hillary Clinton, mi único consejo proviene de la Biblia:
 “Que nadie los engañe con argumentaciones vanas, porque por esto viene el castigo de Dios sobre los que viven en la desobediencia.” (Efesios 5:6 NVI)
“En el pueblo judío hubo falsos profetas, y también entre ustedes habrá falsos maestros que encubiertamente introducirán herejías destructivas, al extremo de negar al mismo Señor que los rescató. Esto les traerá una pronta destrucción.” (2 Pedro 2:1 NVI)
Con información de The Gospel Coalition, New American, Canyonwalker, Patheos, The Spectator, 9Marks and Pastor Mathis.
Lectura recomendada:

Friday, August 7, 2015

Hillsong, homosexualismo, chismes en la Internet y claridad espiritual


Hillsong, homosexualismo, chismes en la Internet y claridad espiritual

Michael Brown
Hay mucho que podemos aprender de las acusaciones que se han extendido como pólvora durante esta semana en la Internet. Las acusaciones afirmaban que Carl Lentz, pastor de la Iglesia Hillsong en la ciudad de Nueva York, había permitido a una pareja abiertamente gay participar y ayudar a dirigir un coro de su iglesia.
El sábado se publicó una noticia, y al día siguiente, adonde quiera que yo iba, la gente se preguntaba: "¿Es esto cierto?" (El personal de mi ministerio enseguida se puso en contacto con los líderes de la Iglesia Hillsong de Nueva York pidiendo una aclaración.)
Otros, sin esperar la confirmación de la noticia, creyeron lo peor y se partieron al ataque, no sólo maldiciendo la Iglesia Hillsong en la ciudad de Nueva York, sino también al ministerio Hillsong en todo el mundo.
El miércoles, Brian Houston, líder de Hillsong y el pastor Carl Lentz, dieron dos declaraciones.
En la primera declaración, dijo que Hillsong es fiel a la clara enseñanza de la Biblia sobre el tema de la homosexualidad y que el matrimonio es la unión de un hombre y una mujer, también indica que a pesar que los gays son amados y bienvenidos en su iglesia, homosexuales practicantes no pueden participar en cualquier posición de liderazgo del ministerio.
En la segunda declaración, negó categóricamente los rumores de Internet, diciendo que la iglesia estaba completamente sorprendida cuando se enteró que esta pareja estaba en una relación homosexual y que hasta donde él sabía, no estaban involucrados en cualquier posición de ministerio o liderazgo en la iglesia. Luego reafirmó su amor por ellos y declaró que, al igual que el resto de nosotros, ellos están en la jornada.
El Pr. Lentz confirmó ambas declaraciones en Twitter, y de inmediato me envió de la forma más amplia posible su gratitud al Pr. Houston por abordar estos dos temas públicamente.
Pero hay dos lecciones obvias para aprender de lo ocurrido esta semana.
En primer lugar, como cristianos somos a menudo demasiado rápidos para creer y repetir un rumor en lugar de esperar por lo mejor y aguardar hasta que se presente la evidencia. ¿Por qué somos tan rápidos para atacar y culpar, especialmente cuando ni siquiera sabemos si los casos contados son verdaderos? ¿Es esto una demostración de amor?
¿Cómo nos sentiríamos si hicieran lo mismo con nosotros - con nuestras familias, con nuestros congregaciones, con nuestra reputación - y la gente no se da cuenta de que la noticia es una mentira contra nosotros? ¡Este tipo de rumor puede tergiversar los pensamientos de la gente durante años y años!
Con la velocidad que las cosas vuelan hoy en el mundo por internet, y la dificultad de deshacer algo que se hizo, será mejor asegurarnos de que nuestros hechos están en orden y nuestras actitudes son justas  antes de hacer una declaración pública o compartir nuestro punto de vista (si realmente existe una necesidad de hacer las dos cosas).
Muchas veces he sentido el peso de abordar las cuestiones por escrito o en mi programa de radio, y siempre me esfuerzo para obtener todos los hechos, también tratando de hacer contacto en particular, siempre que sea posible antes de tratar con las cosas públicamente.
Pero a principios de este año tuve que pedir disculpas públicamente a un líder nacional por apoyarme en un artículo en el que había agrupado sus citas como si fueran del mismo mensaje, dando una impresión engañosa (aunque las citas eran reales y la preocupación era genuina).
Por lo tanto, lo que escribo aquí es para mí mismo y para los demás. Vamos a asegurarnos de que tenemos las cosas claras antes de llegar a ninguna conclusión.
La segunda lección es que es esencial que los líderes cristianos hablen claramente sobre las polémicas cuestiones doctrinales y morales de la época. Es posible (y esencial) tener tanta compasión como claridad.
En las palabras de Pablo (en un contexto muy diferente): “Aun las cosas inanimadas, como la flauta o el arpa, al producir un sonido, si no dan con distinción los sonidos, ¿cómo se sabrá lo que se toca en la flauta o en el arpa? Porque si la trompeta da un sonido incierto, ¿quién se preparará para la batalla? Así también vosotros, a menos de que con la boca[a]pronunciéis palabras inteligibles, ¿cómo se sabrá lo que decís? Pues hablaréis al aire.” (1 Corintios 14:7-9 La Biblia de las Américas [LBLA])
Recientemente escuché una entrevista de cinco minutos con uno de los más famosos pastores estadounidenses en la que fue presionado suavemente para expresar la claridad acerca de sus puntos de vista sobre la homosexualidad y la iglesia, y sus respuestas no podrían haber sido más nebulosas.
Y eso es parte del problema con las acusaciones contra la iglesia Hillsong de Nueva York: el Pr. Lentz había descuidado en su responsabilidad de hablar con claridad sobre este tema al menos dos veces en el pasado año, tanto en una red la televisión y a sitio de noticias de izquierda Huffington Post.
De hecho, cuando vi la entrevista en The Huffington Post, tratando de interpretarla de la mejor manera y animando al Pr. Lentz, me dije a mí mismo: "Si yo fuera el entrevistador, ciertamente creería que los homosexuales serían bienvenidos sin restricciones a ejercer ministerios en su Iglesia".
Es por eso que me comuniqué con Pr. Lentz el año pasado también, para ofrecer ayuda, no condenación, creyendo que Dios lo está usando para llegar a los neoyorquinos con la Buena Nueva del Evangelio.
La pregunta es: ¿Por qué no podemos ser claros desde el principio? ¿Por qué decir cosas que eviten respuestas directas en vez de respuestas que conducen a la confusión?
Entiendo perfectamente la necesidad de no dejarse caer en las trampas de los medios de comunicación seculares - he estado en la línea de fuego suficientes veces para saber la sensación - y alabar a los líderes cristianos que dicen lo que sienten es importante en vez de concordar con la agenda de un entrevistador hostil.
Sin embargo, hay que decir la verdad con sabiduría y amor. A lo largo de la Biblia, la reprensión honesta y franca es vista como un signo de amor.
Infelizmente, las preguntas justas se están realizando con respecto a la primera declaración hecha por Pr Houston el miércoles, donde dijo. "Si eres gay, ¿eres bienvenido a Hillsong? ¡Por supuesto que sí! Le invitamos a venir para adorar con nosotros y participar como miembro de la congregación con la certeza de que usted será personalmente incluido y aceptado en nuestra comunidad. Pero (y aquí es donde todo se complica), si usted quiere saber si puede tener una posición de liderazgo activo, la respuesta es NO."
¿Qué significa esto exactamente? ¿Está hablando de alguien que tiene la atracción homosexual, pero rechaza estas atracciones y está viviendo una vida santa delante del Señor? ¿O está hablando de un homosexual practicante? Si este es el caso, ¿sobre qué base que él o ella pueden participar como un miembro de la congregación con la certeza de que usted está personalmente incluido y aceptado en nuestra comunidad?
El Pr. Houston podría decir lo mismo acerca de una pareja que vive juntos fuera del matrimonio. Diría lo mismo de un alcohólico que no quiere arrepentirse. Si este es el caso, ¿qué pasa con la clara enseñanza de Pablo en 1 Corintios 5 sobre el tratamiento de personas que dicen que son cristianos pero no quieren arrepentirse?
Yo estoy animando al Pastor Houston y al Pastor Lentz, orando para que revelen a Jesús aún más en Australia y en Nueva York y entre todas las naciones, y al igual que millones de otros, he sido bendecido personalmente por las muchas maravillosas canciones de alabanza de Hillsong.
Por eso insto a mis hermanos y colegas para hablar con una voz clara y bíblica, no sólo en los ambientes de la iglesia, sino también en los medios de comunicación seculares.
Tenemos que ser la sal de la tierra y la luz del mundo — o, como el Dr. Martin Luther King Jr. dijo una vez, ser la "conciencia moral" de la sociedad — no podemos perder nuestra calidad de sal y tenemos que brillar con intensidad y mucha confianza, en nuestras actitudes y palabras.
El mismo mundo que nos odia, realmente depende de nosotros.
Traducido de portugués para español por Jorge Trimboli